Desde La Plata, Verónica Magario encabeza su primera reunión con los senadores del Frente de Todos que serán parte de la Cámara Alta a partir del 10 de diciembre.

En la previa a la reunión con el bloque del senado, en el edificio anexo Alberto Ballestrini, la vicegobernadora electa de la Provincia de Buenos Aires habló con la previa y dijo que es importante una transición ordenada y que “ya es hora de terminar con la grieta”.

Magario comienza a diagramar la estrategia para un Senado, que en principio para adverso para el futuro oficialismo. Si es que Cambiemos logra la unidad, tendrá un bloque de 26 senadores, mientras que el Frente de Todos llegaría a 20. Escenario que obliga a Magario a negociar si o si con Vidal, si es que la gobernadora saliente logra ser la portavoz de la futura oposición.

Se instala en La Plata

Durante la primera conferencia que se realizó en la capital provincial, la vicegobernadora electa dijo que su idea principal es vivir en La Plata para poder “gobernar desde adentro”. Por su parte, Axel Kicillof explicó que no se podrá instalar en nuestra ciudad “por un tema familiar”, pero no descarta que con el correr del mandato pueda venir a vivir a la capital de la Provincia d Buenos Aires.