Para el exfuncionario, la intención de los bloques opositores al votar el rechazo al presupuesto 2022 es “complicar la recuperación de la Argentina”

El exministro de Defensa, Agustín Rossi, sostuvo que es la “primera vez” en la historia del país que se vota en contra de un Presupuesto y afirmó que la oposición busca “poner palos en la rueda” para impedir la recuperación económica, al tiempo que indicó que Juntos por el Cambio “incendió” el país durante su gestión.

Por otro lado, el exministro recordó el antecedente del año 2010, cuando los bloques opositores “dejaron a Cristina Fernández de Kirchner sin Presupuesto” mientras que un año después, en los comicios de 2011, el entonces Frente para la Victoria ganó las elecciones presidenciales “con el 54 por ciento de los votos”. 

Rossi fue jefe del bloque del FpV en la Cámara baja desde 2005 y hasta 2013, en el que fue designado ministro de Defensa del segundo mandato de Cristina Fernández de Kirchner.

En ese sentido, Rossi denunció que, “por primera vez en la historia parlamentaria argentina, se vota en contra de un Presupuesto” para luego destacar que “la causa no fue un discurso (por la exposición del jefe del bloque del Frente de Todos, Máximo Kirchner)” sino “una decisión política de la oposición de poner palos en la rueda a la gestión de Alberto Fernández”.

Para el exfuncionario, la intención de los bloques opositores al votar el rechazo al presupuesto 2022 es “complicar la recuperación de la Argentina”.

Además, en un párrafo dirigido a la coalición PRO-UCR y Coalición Cívica, detalló que  “Incendiaron la Argentina cuando fueron Gobierno, y ahora, en vez de colaborar, echan leña al fuego. En el 2010 dejaron a Cristina Fernández de Kirchner sin presupuesto. En el 2011, ganábamos las elecciones con el 54% de los votos. No aprendieron la lección del pueblo argentino”.

Hoy por la mañana, tras 20 horas de debate, la Cámara de Diputados rechazó el proyecto de presupuesto 2022 del Ejecutivo, en una sesión con fuertes cruces entre el oficialismo y la oposición.

La iniciativa consiguió el respaldo de 121 legisladores del oficialismo y sus aliados pero fue rechazada por 132 votos de la oposición, moción que finalmente prosperó, a pesar de las negociaciones que permanecieron hasta último momento en búsqueda de consensos.

Eso sucedió luego de que, en un cambio de postura vinculado a lo que había sido consensuado en un cuarto intermedio, el interbloque de JxC rechazara una moción de orden para que el proyecto de presupuesto 2022 volviera a comisión.

Es por ello que se dejó al Ejecutivo sin Presupuesto dado que, tal cual establece la Constitución, si un proyecto es rechazado por votación entonces no puede volver a ser tratado en el recinto.