La llamada fue a la sede de PAMI ubicada en San Martín al 200. Aún no se identificó a los culpables

Esta mañana hubo una nueva amenaza de bomba en la localidad bonaerense, esta vez en la sede de PAMI, ubicada en San Martín al 200. 

El establecimiento recibió un llamado e intervino el personal de explosivos. Luego de que se registrara, el personal de PAMI ingresó nuevamente a la sede, minutos antes de las 9.

En los últimos meses hubo varias llamadas con ese tipo de intimidaciones en distintos edificios públicos y privados de la ciudad bonaerense. Aún no se identificaron a los culpables. Además, la semana pasada, en tanto, encontraron un mecanismo sospechoso en la sede del Frente de Todos.