El médico y asesor presidencial se refirió a que los comportamientos sociales limitan la desaparición del COVID-19 Además, ahondó en el comportamiento de las nuevas cepas y los estudios que apuntan a que exista la posibilidad de combinar inoculantes

En una entrevista concedida al programa radial “Aire Bonaerense”, emitido por radio “Classique”, el médico y asesor presidencial Luis Cámera abordó todas las temáticas en relación a la pandemia. En este sentido y respecto de las distintas cepas del virus aclaró que “Al virus lo tenés que matar 10 veces, (…) no estamos entendiendo la dimensión de la gravedad de la situación. En donde te descuidas un poco aparece”. Además, habló sobre los estudios que trabajan en la posibilidad de combinar inoculantes que permitirían completar el esquema de vacunación, en el caso de que existieran faltantes de segundas dosis.

Cámera se refirió a la combinación de vacunas aclarando que “la posibilidad de Astrazeneca junto con Sputnik V es lo que más se está trabajando. Sería ideal para nosotros porque son las vacunas que llegan con mayor volumen. También se está trabajando Astrazeneca y Pfizer”.

En lo que respecta a la situación de la campaña de vacunación, el profesional afirmó: “Yo no estoy nervioso. Es la opinión pública, es un grupo de gente que está muy nerviosa. Veo una firme decisión del gobierno y de todas las provincias de conseguir vacunas, que estemos todos vacunados. Lo importante es tener la decisión de que haya muchísima gente vacunada, y esa decisión está tomada”.

Por otro lado, en cuanto a las diversas cepas y el contexto de nuestro continente, afirmó: “Latinoamérica está dominada por el virus de Manaos, por el Andino y por último el inglés. En Latinoamérica casi el 45% del virus es de Manaos. El virus Delta, lo comparan con el virus Ingles y dicen que es entre el 30 y 40 por ciento más contagioso. Es muy difícil comparar un virus con el otro porque depende del comportamiento social”.

Asimismo, dijo: “La epidemia en cada continente es diferente, acá en América dominan otros virus y en Europa sus propios virus. Por eso creo que si viene el virus Delta (…), es un depredador nuevo, pero es un territorio que tiene tres depredadores; Manaos, andino, el inglés y no sé si va a tener poder de fuego para desplazarlo. Es una hipótesis. Esta es mi impresión clínica, (…), me puedo equivocar. Hay que hacer lo imposible para que no entre, y eso queda claro”.

Sin embargo, aseveró que “yo diría que, en agosto, septiembre estaríamos muy bien, pero manteniendo el barbijo hasta fin de año. Europa sacó los barbijos y ahora está con rebrote. Al virus lo tenés que matar 10 veces, (…) no estamos entendiendo la dimensión de la gravedad de la situación. En donde te descuidas un poco aparece. Si nosotros cambiásemos nuestra manera de hacer las actividades se podrían hacer todas”.