La consejera escolar bahiense afirmó que la reapertura será “de modo paulatino y entendiendo la situación de cada una de las escuelas”

Los comedores escolares de la ciudad de Bahía Blanca reabrirán sus puertas a partir del lunes 4 de octubre, para que el alumnado vuelva a retomar el desayuno y almuerzo en los diferentes establecimientos de la localidad. 

El Ministerio de Desarrollo de la Comunidad y la Dirección General de Cultura y Educación, informó al Consejo Escolar de Bahía Blanca sobre los procedimientos para que se inicien las contrataciones necesarias para que los estudiantes alcanzados por el sistema llamado Servicio Alimentario Escolar (SAE), reciban las prestaciones de manera presencial.

Marina Sol Cano, consejera escolar y vicepresidenta del Consejo Escolar, señaló  que el regreso de los comedores escolares “será de modo paulatino y entendiendo la situación de cada una de las escuelas, lo que implica que durante octubre se incorpora el almuerzo y desayuno/merienda en escuelas, pero también se continuará con la entrega de los módulos alimentarios, tal y como se viene haciendo hasta el momento”.

De acuerdo a lo que se informó, el Gobernador Axel Kicillof estableció un aumento del 13% en los presupuestos destinados al programa, relacionado a la asistencia del “Desayuno/Merienda” para los estudiantes y de un 129% para la prestación “Comedor”.

Además, a partir de la vuelta de los comedores se va  a implementar un nuevo menú, realizado por el equipo de nutricionistas de la Dirección Provincial de Seguridad y Soberanía Alimentaria.

El gobierno de la nación, con el inicio de la pandemia, comenzó a  ofrecer el almuerzo y la colación, debido a la emergencia sanitaria y teniendo en cuenta que no se permitía que se asistiera  a los comedores, por lo que el alumno o su familia retiraba los alimentos.

La entrega de los módulos alimentarios nos ayudó a suplir la imposibilidad de abrir los comedores durante la pandemia, hasta el mes de septiembre de este año entregamos en la ciudad 458.746 módulos”, apuntó Cano y afirmó que, actualmente, la idea es mantener los dos sistemas hasta que todos los establecimientos puedan recuperar su funcionamiento pleno.