A casi 29 años del triple femicidio, el abogado y gestor del proyecto Darío Witt dialogó en una entrevista y deslizó que la casa María Pueblo finalmente se convertirá en un centro de atención y prevención para víctimas de violencia de género

 

Pasados casi veintinueve años del triple femicidio cometido por Ricardo Barreda, la Casa María Pueblo fue expropiada por la Provincia de Buenos Aires. La misma será gestionada por el municipio platense. Al respecto desde el programa radial “Aire Bonarense” dialogaron con Darío Witt, abogado y gestor del proyecto que resultó en la expropiación. Consecuentemente la misma se convertirá finalmente se convertirá en un centro de atención y prevención para víctimas de violencia de género

“La propuesta la hicimos hace diez años en el 2011. Cuando ya a fines del 2010 estaba en debate la posibilidad de otorgarle la libertad condicional a Barreda que tenía una prisión domiciliaria que a su vez había perdido. Realmente el cuádruple femicidio siempre fue un tema que impactó y que resumió mucho de lo que representa la cultura machista y la violencia intrafamiliar y posteriormente de género”, explicó Witt.

“En aquel año cuando se estaba debatiendo esto, en el 2011, a Barreda le otorgaron la libertad condicional en 2011, en abril, en un acto que hicimos una campaña para tratar de sumar hombres contra el machismo, contra los femicidios, fue la primera vez que frente a la casa Barreda propuse que se expropie para resignificarla”, añadió.

Además destacó que ante las dificultados “Por qué no proponer que la expropie el Estado y con fines de utilidad pública. Que se  resinifique el símbolo de horror y de muerte y violencia contra las mujeres y se transforme en un lugar donde se puedan hacer ateneos nacionales, internacionales y capacitar a docentes, estudiantes. Centralizar información sobre violencia de Género en un lugar tan clave que es donde está ubicada, a 150 metros de la Suprema Corte de Justicia y en pleno centro de la ciudad de La Plata”.

“La ex casa Barreda se transformó en un símbolo similar a la Ex Esma pero de la violencia de género. Por lo impactante que fue la historia. Se armó un debate que atravesó a toda la sociedad porque Barreda llevó a los hechos cuestiones que tienen que ver con lo más profundo de la cultura machista. Esta lleno de cuentos y chistes sobre las suegras, las brujas, liberarte de ellas”, concluyó.