Dos camaristas de Casación Penal de la Provincia resolvieron absolverlo. Ese fallo fue ahora revocado por el máximo tribunal provincial.

La Suprema Corte de Justicia de la provincia de Buenos Aires invalidó una sentencia que había absuelto al exsindicalista de la Uocra Juan Pablo “El Pata” Medina, en una causa donde el propio gremialista había admitido su responsabilidad durante un juicio abreviado, al admitir haber obligado a un grupo de albañiles a hacer huelga en cinco obras de la misma empresa constructora platense.

Aunque se había declarado culpable, sin embargo, Casación revocó esa condena, algo que ahora fue revocado por la firma de los jueces de la Corte bonaerense Hilda Kogan, Sergio Torres, Luis Genoud y Daniel Soria, según se desprende de la resolución a la que accedió Infobae.

El caso se inició cuando El Pata Medina había acordado una condena de 11 meses de cumplimiento efectivo en un juicio abreviado. Estaba acusado de empujar a la huelga a albañiles que trabajaban en 2017 en cinco obras de la misma empresa platense. 

En la mañana del 30 de agosto del 2017, obreros de la construcción y referentes sindicales bajo las órdenes de Medina, en grupos de veinte a treinta personas, bloquearon mediante amenazas los ingresos e impidieron el acceso de capataces y obreros en cinco obras en construcción de calles 58 entre 5 y 6; 8 entre 33 y 34; 7 entre 38 y 39; 47 entre 12 y 13 y 58 entre 10 y 11, todas de La Plata y pertenecientes a la empresa Abes Desarrolladoras de Negocios SRL. Los obligaron a hacer una huelga que duró dos días, en contra de su voluntad.

“Vamos a recurrir ante la Corte Nacional porque interpretamos que la sentencia de la Corte Bonaerense es arbitraria”, dijo a Télam el abogado Albarracín, y explicó que “se hizo un análisis absolutamente parcializado del proceso, omitiendo tener en cuenta que es una de las causas armadas contra Medina por el Gobierno de (Mauricio) Macri y (María Eugenia) Vidal”.

“La sentencia de la Corte Bonaerense sienta a la vez un precedente grave, al pretender someter a proceso disciplinario a los jueces que dictaron la absolución, lo que importa un ejercicio abusivo de las potestades disciplinarias y vulnera la independencia interna de los jueces”, aseveró.

“No tenemos dudas que este proceso contra Medina va a terminar como corresponde, (con) el sobreseimiento o absolución, siendo llamativo que la Suprema Corte bonaerense no cuestione los abusos cometidos contra mi defendido; entre ellos, el sometimiento a una prisión preventiva de casi dos años y medio por un delito cuya pena máxima, según la propia Corte, es de un año”, concluyó.