La ministra de Desarrollo de la Comunidad de la provincia de Buenos Aires, Fernanda Raverta, se refirió al convenio que firmó este jueves el gobernador bonaerense Axel Kicillof, para suscribirse al plan “Argentina contra el hambre” lanzado por el ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo.

Evaluó que “es un paso súper importante a nivel provincial, estamos pensando en llegar a aquellos chicos que tienen hasta 6 años, a aquellas mamás embarazadas a partir de los 3 meses, y a las asignaciones universales que tengan asignación por discapacidad. Llegar a ellos de una manera efectiva y contundente, que es con una tarjeta de alimentos que nos permita acompañar el proceso de comensalidad familiar que tiene que volver a la mesa de los bonaerenses”.

Al analizar la situación de Mar del Plata, Raverta afirmó que “es crítica, estamos en una ciudad cuyos indicadores sociales y de empleo son muy negativos, pero vamos a tratar de que este programa llegue rápidamente para acompañar a esas familias que están atravesando una situación tan difícil”.

En cuanto a las prioridades dada la cantidad de tarjetas y de distritos, que totalizan 135, la ministra señaló que “el 63 por ciento de los chicos que viven debajo de la línea de pobreza se concentran en el conurbano bonaerense, ahí hay un enorme esfuerzo que hacer para que las tarjetas les lleguen a la brevedad. Luego, paulatinamente, a lo largo de 60 días, vamos a estar en todos otros distritos, asi que la ponderación por días no es tan significativa porque la idea es que en dos meses todas las tarjetas estén entregadas”.