El país registró 9.382 muertes de Covid-19 en los últimos siete días, un 10% menos que la semana anterior, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

En tanto, las tasas de mortalidad y hospitalizaciones en Estados Unidos han sido mucho más bajas en esta ola que en las anteriores.

No obstante, el principal experto en enfermedades infecciosas de Estados Unidos, Anthony Fauci, dijo que sigue existiendo el peligro de que se produzca un aumento de las hospitalizaciones debido al gran número de casos de coronavirus, incluso aunque los primeros datos sugieren que la variante Ómicron es menos grave.

En los últimos siete días, el país ha registrado 3,4 millones de casos, una media de 486.000 por día, mientras que respecto a la variante Ómicron, representó alrededor del 59% de los positivos registrados en la última semana de diciembre.

El anterior récord de casos diarios en Estados Unidos era de 258.000, alcanzado en la semana del 5 al 11 de enero de 2021.

Según los últimos datos compilados por la Asociación Estadounidense de Pediatría (AAP, por sus siglas en inglés), divulgados el jueves pasado, en la semana que acabó el 23 de diciembre se reportaron 198.551 nuevos contagios entre niños en Estados Unidos, lo que supone el 20,8% del total de casos notificados en ese periodo.