Esta Ley cuenta con un marco regulatorio y según afirma Matías Kulfas, ministro de Desarrollo Productivo, esta actividad generará en términos económicos “500 millones de dólares”. Además, añadió que habilitará “diez mil puestos de trabajo”

Si bien pasará nuevamente a la Cámara de Diputados para realizar una revisión, el Senado aprobó la Ley de Producción de Cannabis Medicinal. En la misma se estipula un marco regulatorio en la cadena productiva. En este marco, al respecto de la aprobación del Senado opinó el Ministro de Desarrollo productivo Matías Kulfas, quien destacó que el proyecto habilitará “diez mil fuentes de trabajo”, mientras que, en términos económicos, generará “500 millones de dólares”.

Se verán afectados y limitados por esta normativa, los sectores que se dediquen a la investigación científica, la industrialización y comercialización de la planta de cannabis, sus semillas y sus productos derivados para uso industrial.

Por otro lado,”se abre una perspectiva muy positiva. Es un sector nuevo que en los próximos años va a generar (…) U$D50 millones de exportación, y con ello va a arrancar un sector con presencia federal en la actividad primaria, en ciencia y tecnología, en la actividad industrial y un incipiente desarrollo en varias provincias de la Argentina”, añadió el Ministro.

Al respecto de la industria del cannabis medicinal y cáñamo industrial, Kulfas aseveró que “incorporará cerca de 200 productos y servicios asociados en su cadena de valor”. En este sentido destacó: “Hablamos de una actividad que crea y necesita empleo calificado. En países como Canadá el 20 % del empleo está abocado a tareas de investigación y desarrollo. Es decir que es una actividad que va a generar nuevos desarrollos productivos y proponer soluciones para la salud”. Además, explicó que “se va a utilizar el cáñamo, que es un insumo industrial para nuevas actividades, para el bioplástico, para autopartes y el sector textil”.

En lo que respecta a las limitaciones que estipula la Ley, se pretende prevenir en el proceso de producción, el cultivo ilegal de cannabis psicoactivo. Debido a ello se penalizará a los productores que realicen esta actividad
.