El proyecto del Gobernador bonaerense, Axel Kicillof, contempla incrementos que van del 21% al 200% en áreas como seguridad, educación y salud, en relación al  2019

El pasado lunes el ministro de Hacienda y Finanzas, Pablo López, presentó el Presupuesto 2022 que incluye gastos totales por $3.1 billones y la Ley Impositiva, que instaura límites progresivos de crecimiento del gravamen que rondan el 35% para los mayores contribuyentes

El Presupuesto 2022 considera un gasto total de $3.1 billones con un nivel de inversión de capital de $260 mil millones en infraestructura cuyos sub rubros más importantes son rutas, con $40 mil millones y vivienda, 21 mil millones. López destacó que, “aún en un contexto de pandemia, se inició un plan de obras sin precedentes” y precisó que para el año próximo superará los $260 mil millones con un crecimiento del 123% respecto del 2019.

“Después de la recesión de 2017 y 2018 a lo que se sumaron los dos años de pandemia vemos una reactivación de la economía que esperemos se consolide en el 2022 y por eso el presupuesto es una hoja de ruta de los planes que tiene el Poder Ejecutivo para el año entrante”,  explicó el funcionario.

En ese sentido, el proyecto de Presupuesto 2022 prevé inversiones en áreas clave para el distrito “para garantizar el acceso de las y los bonaerenses a más y mejores servicios básicos, generando empleo de calidad y reduciendo déficits estructurales”.

El plan de inversiones incluye la mejora de rutas y caminos rurales, ensanche de calzadas, pavimentación de caminos productivos, obras de Iluminación vial; construcción de viviendas; y obras destinadas al mejoramiento y limpieza de cursos de agua en varios municipios de la provincia.

Otro de los ejes es la “promoción de la producción, el empleo y la inclusión social” en un contexto en el que la provincia,  según explicó el titular de Hacienda, presentó en los últimos meses “una recuperación económica generalizada en todos los sectores y regiones, como la industria, con un nivel del 8% superior a la prepandemia”.

En cuanto a la educación, el Presupuesto 2022 determina gastos por más de $900 mil millones. “Lo que implica alcanzar el 29,5% del total del presupuesto de la provincia para recuperar la caída que había tenido hasta el 2019”, detalló López.

De acuerdo a López se continuará  invirtiendo en el fortalecimiento edilicio y en tecnología educativa en las escuelas del sector bonaerense, así como también en los programas Escuelas a la Obra, el programa integral ATR de acompañamiento de las trayectorias educativas; y la Escuela Provincial de Formación de Equipos de Supervisión y Dirección“, informaron.

Con respecto a la seguridad, la inversión será de $47 mil millones, un 200% más en relación al monto del 2019, de los cuales más de $20 mil millones serán destinados para equipamientos y unos $7 mil millones para municipios.

Por otro lado, otro de los ejes principales del Presupuesto 2022 es la inversión en Salud. “Con eje en mantener y consolidar los avances en materia de salud pública en la etapa post pandemia para lo que se destinarán $135 mil millones, un 80% más que en el 2019”, señaló el Ministro.

La inversión comprende: medicamentos, insumos médicos, equipamiento sanitario para hospitales, el Programa materno infantil y nutrición PRO.M.I.N, Unidades de Pronta Atención, e Infraestructura en Centros de Atención Primaria.

Además, el Presupuesto destinará en materia de género, casi $75 mil millones para programas inclinados a reducir la brecha de género en la provincia de Buenos Aires.

El ministro sostuvo que se busca “continuar con la premisa de dotar de mayor progresividad a la estructura tributaria, evitando aumentar la carga sobre la mayoría de las y los habitantes de la Provincia y haciendo hincapié en la solidaridad de los sectores con mayor capacidad contributiva“.

Además, el funcionario aseguró que “no hay cambio en las alícuotas y se amplía el universo de alícuotas diferenciadas porque se incrementan los topes de facturación un 101% para beneficiar a más Pymes”.

Además, la Ley Impositiva prevé la exención de 12 meses a los contribuyentes que estén dentro de la categoría A del Régimen Simplificado para pequeños contribuyentes que se hayan adherido al Monotributo Unificado.

En los Impuestos Patrimoniales, se determinan límites progresivos de aumento de carga impositiva en relación al año anterior, que crecen de acuerdo al patrimonio. “Se estima que los incrementos sean iguales o menores al 35%”, finalizó.