Esta disciplina en la rama femenina ya es profesional, lo que ha acelerado el desarrollo de las categorías de mujeres en clubes de barrio, asociaciones y hasta organismos públicos como la Agencia de Recaudación de la Provincia de Buenos Aires (ARBA).

El organismo bonaerense informó que ya puso en marcha la segunda edición de su torneo interno de fútbol femenino, el que no para de crecer y en el que ya compiten seis equipos.

Si bien la Copa ARBA de fútbol venía disputándose desde hace algunos años, como parte de las actividades de integración y esparcimiento que fomenta el organismo, en sus comienzos se trataba de un campeonato en el que solo se inscribían hombres.

Esa situación empezó a cambiar en 2017, cuando dos equipos femeninos, que representaban a diferentes áreas de la Agencia de Recaudación, jugaron un partido amistoso. Por entonces, los arqueros aún eran compañeros de sus oficinas.

A partir de esa experiencia, el interés por participar en un torneo de fútbol exclusivamente femenino fue creciendo y, en 2018, Gastón Fossati, director del organismo, impulsó la realización de la primera Copa ARBA de mujeres, que fue un éxito rotundo.

Ahora, nuevos equipos con chicas de todas las edades se sumaron al torneo. La competencia, que se disputa entre septiembre y octubre, reúne en sus ediciones femenina y masculina a 400 personas que trabajan en el organismo. “Son dos meses de emoción, juego en equipo y compañerismo, en los que se comparte mucho más que la pasión por el fútbol”, expresaron desde el organismo.