La iniciativa fue reformada y hay consenso para que se apruebe. Asimismo, se tratará el aumento en la tarifa de los taxis y un proyecto para promover la gastronomía

El proyecto para declarar la emergencia en seguridad en General Pueyrredon va a ser uno de los temas centrales de la sesión ordinaria que el Concejo Deliberante de la ciudad de Mar del Plata que se realizará hoy. La iniciativa impulsada por el bloque Frente de Todos llega al recinto tras ser aprobada por unanimidad en la comisión de Hacienda, luego de un debate de varios meses entre oficialismo y oposición.

En Hacienda se llegó a un acuerdo para incluir modificaciones en el texto original lo que permitió el avance del expediente. Una de las reformas más relevantes es la inclusión de un pedido al gobierno nacional para “recuperar e incrementar” la presencia de efectivos de fuerzas federales en la ciudad. Además, se logró un convenio para que se declare la emergencia por un año, pero que el Ejecutivo sea el que tenga la autoridad de prolongarla.

Sin embargo, todavía queda pendiente resolver una diferencia respecto al Consejo Asesor en Seguridad Ciudadana. La versión original observa que esté integrado por una numerosa cantidad de representantes mientras que el oficialismo procura que se reduzca el número de participantes.

Otro de los temas que se tratará en la sesión de hoy será el aumento tarifario de taxis y remises que se aplicará en dos tramos. 

Actualmente, el precio de la bajada de bandera es de 97,50 pesos y el valor de la ficha cada 160 metros de 6,50 pesos. En la solicitud, los taxistas argumentaron que, desde la última suba aprobada en noviembre del año pasado, los insumos se amplió en promedio un 52%.

La primera parte, que se aplicará luego de la promulgación de la ordenanza,  contempla una bajada de bandera de 120 pesos y la ficha pasaría a costar 8 pesos cada 160 metros. La segunda será antes del 20 de diciembre e incluye una bajada de bandera de 150 pesos y un valor final de la ficha de 10 pesos cada 160 metros. El precio de la tarifa aumentó el año pasado un 30% en forma desdoblada. El 20% fue en noviembre y el 10% restante se aplicó a partir de marzo de 2021.

Los apoderados del sector afirman que el atraso en la tarifa perjudica la rentabilidad del sector y esa es una de las causas por la que muchos choferes dejaron la actividad. Por otro lado, también se tratará hoy un proyecto para promover la gastronomía en la zona de Alem.

La propuesta permitirá la habilitación de rubros que habían sido prohibidos en el sector, como “café, bar y restaurante”, “cafetería”, “parrilla y asador”, “picada y minutas” y “pizzería”.

En ese ámbito no hubo nuevas habilitaciones desde que entre 2011 y 2012 se aprobaron las ordenanzas que pusieron fin al descontrol de la nocturnidad. La ordenanza que tiene consenso para ser aprobada fijará un tope horario a las 2 de la mañana.