En una entrevista, el intendente de Monte Hermoso defendió su política de restringir el ingreso de no residentes a su distrito

El intendente de Monte Hermoso, Alejandro Dichiara, dijo en una entrevista televisiva que los distritos turísticos de la costa atlántica que permitieron el ingreso de no residentes se enfrentaron a “consecuencias”, y volvió a sostener su postura estricta de sólo permitir el ingreso a residentes de distritos que atraviesen la fase 5 de la cuarentena, con excepciones para quienes sufren robos o daños en sus casas.

“Quienes han permitido el ingreso de turistas no residentes han sufrido las consecuencias de alguna manera. Los casos de Mar del Plata y el crecimiento de casos en los últimos tiempos en Pinamar están a la vista”, indicó Dichiara en la señal Todo Noticias.

Algunos partidos de la costa han elaborado protocolos de seguridad sanitaria para permitir el ingreso de propietarios de viviendas no residentes.

Dichiara mostró su discrepancia con esas medidas: “no ha sido buena la política de dar apertura indiscriminadamente para que ingrese gente de afuera”.

“Hay un DNU que es muy claro y dice que no se puede circular por las rutas argentinas por la posibilidad de contagios de COVID-19. Los propietarios obviamente quieren venir a ver sus viviendas y también hay una población que quiere cuidarse y que el virus no ingrese”, diferenció Dichiara.

El municipio de Monte Hermoso y un grupo de bahienses mantienen una disputa por el ingreso al balneario desde hace varias semanas.

Y aunque el municipio del balneario había anunciado la posibilidad de ingresos con turno, el descenso de Bahía Blanca de la fase 4 a la 3, congeló esa posibilidad, por lo que los propietarios hicieron una presentación ante la Justicia Federal.

“En Monte Hermoso hemos tenido seis casos de COVID-19 desde que se inició la pandemia; hoy no tenemos circulación comunitaria, pero eso no quiere decir que no la vayamos a tener, nadie tiene la verdad absoluta”, apuntó el jefe comunal.

Respecto a la temporada de verano, sobre la que la semana pasada había expresado sus dudas de que pudiera realizarse, Dichiara dijo que su intención y la de todos los intendentes de la costa es que se encuentre una manera de llevarla adelante.

“No tiene que haber una confrontación entre quienes priorizamos la salud y quienes priorizan la economía, porque en realidad todos queremos priorizar las dos cosas. El tema es que no han sido buenos los resultados en todo el mundo en los lugares donde se abrieron al turismo porque desgraciadamente aparecieron brotes importantes”, sostuvo el intendente.

Por eso, según explicó, su intención es dar lugar a la apertura económica sin descuidar los aspectos sanitarios.

“No es fácil para el Municipio y tampoco lo es para el comerciante”, remarcó Dichiara.

Finalmente, el intendente montermoseño opinó que tendría muchas dificultades de implementación el requisito de exigir el hisopado negativo para permitir el ingreso al distrito.