“Al no haber respuestas de la parte empresarial seguimos de medida de fuerza por tiempo indeterminado”, así lo afirmó Marcos Cortés, Secretario de interior de SUTPA, a este medio

Desde el viernes 20 de agosto, trabajadores de AUBASA se encuentran “de paro por la falta de respuestas al reclamo por condiciones de trabajo adecuadas, por la entrega pendiente de uniformes desde 2019, por el mal estado de los móviles de seguridad vial y porque todavía” no cerraron la paritaria 2020, indicaron desde el gremio

En medio de un conflicto que lleva días, el Secretario de Interior del Sindicato Único de los Trabajadores de Peajes y Afines (SUPTA), Marcos Cortes declaró que “estamos ya en el día cuatro del paro, estamos desde el viernes y por ahora al no haber respuestas de la parte empresarial seguimos de medida de fuerza por tiempo indeterminado”.

En diálogo con este medio, el sindicalista aseguró que las condiciones de trabajo son “deplorables” y que “es una medida de fuerza que se termina realizando a partir del viernes por una cuestión que es el punto de quiebre”, al tiempo que declaró que va “más allá de la cuestión paritaria, las cuestiones de condiciones de trabajo vienen en detrimento desde hace aproximadamente dos años, donde los compañeros no reciben ropa, no reciben mejoras edilicias”. En esa línea, añadió: “realmente las condiciones en las que tienen que trabajar sobre todo en estos tiempos pandémicos son nefastos”.

En relación con la discusión por las paritarias, sostuvo que “las condiciones de paritarias realmente tienen todo un contexto de profundidad que comienza en todo lo que es la discusión paritaria del periodo 2020-2021”, y agregó que “son de cuando la mayoría  de las empresas de la actividad ya iban inyectando los aumentos paritarios para llegar a un 38% de dicho periodo  a UBASA  siempre iba o a la mitad o menos como para dar un ejemplo cuando ese 38% el resto de las empresas los compañeros ya estaban percibiendo un 30 a AuBASA todavía seguía pagando el 15%”. 

Cortés afirmó que “un poco lo que termina de ser la gota que rebalsa el vaso es que en los últimos periodos de dicha paritaria, terminaron pagando el mes de mayo en julio y el mes de junio en septiembre y el mes de julio también en septiembre, con lo que conlleva el proceso inflacionario de nuestro país y el detrimento que eso significa para el poder adquisitivo de nuestros trabajadores”. 

En tanto, sobre las medidas a tomar expresó que “es seguir con lo que estamos haciendo que es levantamiento de barreras y cese de actividad en mantenimiento eléctrico, mantenimiento edilicio y seguridad vial con la aclaración de que la seguridad vial sigue saliendo en caso de accidentes”. 

Por último indicó que “los compañeros no solamente salen todos los días a garantizarles a los usuarios su seguridad, sino que en tiempos de pandemia en esos dos meses y medio que fueron los más bravos, mientras toda la gente estaba tratando de cumplir el aislamiento dentro de su casa nuestros compañeros estuvieron en la calle con esos móviles desfasados”.