Cuentan con una triple capa antibacterial, antiviral y antihongos, fabricada con nanotecnología por ingenieros argentinos

Investigadores del Conicet desarrollaron un superbarbijo para uso social que no sólo previene el coronavirus, sino que además reduce el riesgo de contraer otras enfermedades respiratorias.

Según contó en AIRE BONAERENSE Lucas Guz, licenciado en biotecnología e integrante del equipo de profesionales de la UBA y UNSAM, el superbarbijo “está pensado para la población en general”.

En ese sentido detalló que “disminuye sigificativamente el riesgo de contraer el virus”. Luego contó que “nuestra idea era hacer barbijos que sean más seguros para la población, que disminuya el riesgo de que nos contagiemos entre todos de coronavirus, y a la vez disminuir el riedgo de otros tipos de afecciones respiratorias que suelen estar asociadas al uso de barbijo durante mucho tiempo”.

En ese sentido explicó que “cuando uno usa el barbijo durante muchas horas empieza a acumular humedad y bacterias y microorganismos propios o del ambiente, y es un riesgo de contagiar enfermedades respiratorias como neumonía”.

“Otra preocupación que teníamos”, cuenta Guz, “es que, cuando se termine la pandemia, va a haber una acumulación enorme de residuos de barbijos y distinos tipos de telas que la gente está usando. Nuestra idea es tratar de generar un barbijo que uno lo pueda usar muchas veces y lo pueda reciclar de manera de reducir ese tipo de descartes”.

Finalmente, el investigador del Conicet explicó que “diseñamos este barbijo y lo testeamos haciendo lavados para ver si los activos que le agregamos permanecían en el tiempo”. De esta forma, asegura que puede soportar, por lo menos, 15 lavados.

“Se puede utilizar el barbijo lavándolo al final de cada día y sigue manteniendo su protección contra coronavirus y contra distintos tipos de bacterias”, dijo.

Por el momento, los barbijos pueden adquirirse en la fábrica al por mayor o a través de su tienda en línea. Se envían por correo o vía cargo a todo el país.