Se determinó el traslado de las 37 personas presentes en el lugar, a la seccional policial primera, donde se iniciaron las actuaciones judiciales.

La secretaría de Gobierno del municipio informó que en las primeras horas del domingo, un total de 89 personas fueron trasladadas a sedes policiales del distrito, por formar parte de celebraciones que se hacían transgrediendo el artículo 205 del código penal, que sanciona a quienes no respetan las medidas a favor de la salud pública.

En primer término, se indicó que durante una recorrida de un móvil de la Guardia Comunal se detectó que de un domicilio ubicado en la calle Río Colorado, entre Avellaneda y Catamarca, se expandía música a alto volumen y luces de colores.

En un informe elevado por la dependencia, se detalló la actuación de la Policía y la Guardia Comunal, para desarticular los eventos, no permitidos en la actual etapa de cuidados por la pandemia de coronavirus.

Al intervenir en el sitio, se determinó el traslado de las 37 personas presentes en el lugar, a la seccional policial primera, donde se iniciaron las actuaciones judiciales.

En tanto, el mismo cuadro de situación comprobó otro móvil de la Guardia Comunal en el primer piso de una finca sita en el cruce de las calles Gabriela Mistral y Lorenzini. Se encontraban 52 personas desarrollando una fiesta clandestina. Todos los involucrados fueron trasladados a la seccional tercera por efectivos de la fuerza de seguridad de la provincia de Buenos Aires.