Tras confirmarse 12 casos positivos en esa línea de colectivos, uno de los trabajadores habló en Aire Bonaerense y explicó que festejó su cumpleaños con su mujer e hijos, pero descartó que haya sido una reunión masiva. 

Maximiliano Carrizo es jugador de Estrella de Berisso pero también trabaja en la empresa de transporte La Unión, más precisamente en la línea 202. Hace dos días se confirmó que tanto él como 11 compañeros más de esa flota contrajeron Covid-19.

Tras la denuncia de la misma empresa, quien difamó a los conductores y amenazó con iniciar acciones legales, el trabajador decidió primero realizar un descargo a través de las redes sociales y luego por radio.

“Quiero contarles, cómo ya deben saber más de uno porque se encargaron de mandar una lista de nombres por cadenas de WhatsApp, que tengo COVID-19”, comenzó su mensaje vía Facebook.

Carrizo contó que se recién el domingo pasado tuvo su resultado y se confirmó que era positivo de COVID-19, tras haber empezado con síntomas el 17 de junio. Desde ese día, él decidió aislarse.

En su descargo, el conductor subió una foto del festejo de su cumpleaños para demostrar que sólo fue una reunión familiar con las personas con las que convive día a día.

“Antes que nada dejar la foto de mi cumpleaños, que fue el 4 de junio, el cual se está diciendo que lo festeje a lo grande. Los que me conocen saben que estoy construyendo mi casa, es la que ven en la foto. No entran 20 personas claramente. No es verdad para nada lo que dicen que hicimos una gran fiesta. Me gusta aclararlo porque recibí mensajes de personas muy enojadas por una situación que jamás ocurrió”, explicó.

Y denunció que “se está haciendo viral una cadena por Whatsapp con una lista de infectados”.

En diálogo con AIRE BONAERENSE, Carrizo dijo que “no hubo ningún cumpleaños, ni asado“, como circuló por estas horas.

“Quiero que sepan que todo lo que dijeron es mentira”, aclaró.

Para colmo, resaltó que “cuando yo me enteré que había COVID-19, ya había tres confirmados. La bronca que tenía era que llegó información incorrecta y circularon audios por Whatsapp”

Pero no descartó que otro integrante de la empresa haya tenido una reunión por fuera del ámbito laboral.

“No se como pude haberme contagiado”, sostuvo.

Por otro lado, denunció que la 148 no atendió el reclamo ante presentar sólo un síntomas de coronavirus: la falta de olfato. “Tuve que mentir que tenia fiebre porque sino no nos venían a ver. Me decían que los síntomas que tenían no eran compatibles con covid-19. Si fuera por ellos, yo hoy estaría trabajando normalmente”, manifestó.