La ciudad de Florentino Ameghino aún se encuentra en fase 2 por lo que no está permitida la vuelta a las clases presenciales y el intendente se mostró en desacuerdo

En referencia a las clases, Tellechea dijo: “Estoy poniendo toda la fuerza que tengo, convencido de que hace falta la presencialidad. En una ciudad como la nuestra, con protocolos, igual se podrían dar clases en fase 2, no habría problema. Para mí es fundamental que haya clases, lo he hablado con las autoridades una infinidad de veces, pero hasta ahora en este sistema de fases no se permite y es fundamental, no podemos estar tanto tiempo sin clases”.

Por lo pronto, en relación a la situación epidemiológica actual, el intendente aclaró que el distrito municipal cuenta con “una población de 10 mil habitantes que había llegado casi a 214 casos activos”. Sin embargo aclaró que los casos ya bajaron y que cuentan “con una línea de descenso pronunciada llegando a 112 casos. Es decir, que aunque sigue siendo alto, la situación permitiría tener clases presenciales”.

Respecto a esta situación, el Intendente dijo: “Nosotros tuvimos un zoom del foro de intendentes y coincidimos todos los intendentes. Creo que en estos días se iba a pedir una reunión de las autoridades del foro con el Gobernador y comentarle nuevamente nuestra preocupación con respecto a esto y las diferencias que se hacen entre el AMBA que pasa toda a fase 3 automáticamente y nosotros nos quedamos en fase 2”

Por último, en el programa de radio Aire Bonaerense, concluyó diciendo: “Más que una cuestión de fases, tenemos que privilegiar por sobre todas las cosas la presencialidad y buscar la forma de dar las clases. Estoy trabajando con la provincia para ver si logramos poner 3 camas de terapia intensiva y estamos tratando de cerrarlo en estos días. Nosotros al no tener camas de terapia, estos casos se derivan, y cada vez es más difícil porque están todos complicados”.