De esta manera, los dueños fueron intimados a regularizar su situación, por lo que se dará de alta las embarcaciones, de manera de cobrar el impuesto adeudado y las multas correspondientes.

En el año 2021, las fiscalizaciones de ARBA sobre el sector náutico detectaron casi 3 mil embarcaciones que estaban sin declarar, y 259 de ellas ya fueron inscriptas al padrón.

El titular de la Agencia de Recaudación provincial, Cristian Girard, aseguró que la fiscalización del organismo, hará principal hincapié en los que más tienen.

En un comunicado, el director de ARBA, explicó que “estos controles en el sector náutico apuntan a regularizar la situación de quienes poseen embarcaciones de lujo sin declarar”, y resaltó: “queremos terminar con la especulación de ciertos sectores de la sociedad, de alto poder adquisitivo, que deciden no inscribir sus yates y evadir así el pago de impuestos”.

La Agencia de Recaudación envió intimaciones a cada titular de las embarcaciones sin declarar para notificar que procederá a dar el alta de oficio de esos bienes, de manera de cobrar el impuesto adeudado y las multas correspondientes.

En los últimos meses, a la par de los controles sobre las embarcaciones de lujo, la Agencia de Recaudación profundizó las fiscalizaciones sobre vehículos de alta gama, con el objetivo de continuar reduciendo la evasión y el incumplimiento fiscal en aquellos sectores de mayor capacidad patrimonial.