Juan Ramón Cano Montania, cónsul de Paraguay en La Plata, contó a este medio que en la capital provincial “tenemos 215 compatriotas que están varados. Ya pudimos repatriar 40 personas, aprovechando los viajes de repatriación y algunos que viajaron por su cuenta”.

“Hay mucha angustia en las personas que quieren volver a la Argentina o regresar a su país. Estamos atados de pies y manos, ya que no depende de nosotros conseguir el permiso”, sostuvo.

“Cada persona que regresa a Paraguay debe obligatoriamente hacer cuarentena en los albergues y están abarrotados. Eso tiene una consecuencia económica”, agregó.

Y contó que, en Paraguay, pese a que “los albergues son públicos y gratuitos” están “abarrotados de compatriotas que regresaron”. Por ese motivo, el Presidente abrió la posibilidad de albergarlos en hoteles pero con un costo bajo, para que todos puedan acceder económicamente.

Escuchá la entrevista completa