Representantes de la Cámara de Comercio, de la Corporación del Comercio y la Industria y del municipio de Bahía Blanca, junto a comerciantes y la Asociación Empleados de Comercio, se reunieron hoy para avanzar en un protocolo hacia la reapertura de los locales de calzado e indumentaria, que todavía no fueron habilitados en el marco de las restricciones por la pandemia del coronavirus.

El secretario de la Asociación Empleados de Comercio, Miguel Aolita, quien participó del encuentro en la comuna, expresó que “se resolvió en forma conjunta elaborar un protocolo más estricto para poder presentarlo a la provincia”.

Según comento Aolita, entre los temas propuestos se habló de “que se provea a los empleados de máscaras faciales, que se pueda medir la temperatura a las personas que ingresen a los locales y la utilización de guantes para la manipulación de las prendas”, entre otros.

También se indicó que los clientes no podrán probar ropa dentro de los locales, deberán hacerlo en sus domicilios y, llegado el caso, devolverla para que quede 48 horas en proceso de desinfección.

“Es una alternativa superadora, pero quedará en manos nuevamente de la provincia para que pueda ser habilitado el ingreso de público en los locales”, agregó Aolita.

Hasta el momento en el partido de Bahía Blanca los rubros indumentarias y calzados pueden vender online y con entrega a domicilio.